El tiempo ha llegado,

dijo la morsa, de hablar de muchas cosas...

Akarrú